sábado, 28 de febrero de 2009

Malos tiempos


Tiempos de incertidumbre,
tiempos de caridad,
tiempos de pensamientos,
tiempos de mucha maldad.

Somos muchos y distintos,
somos más de aquí y allá,
somos todos y ninguno,
y nos hemos de aguantar.

Difícil por trabajar,
difícil por congeniar,
difícil me lo rondáis,
difícil la vida está.

El político presume
de la palabra ignorar,
cuando está en boca de todos,
es la crisis, sin piedad.

Malos tiempos se avecinan,
y sin poderlo evitar,
por mucho que no queramos
tendremos sin compasión,
sin tardanza, ni bonanza,
el cinturón apretar.

10 comentarios:

Mari Carmen dijo...

Todo llega y todo pasa, y la crisis pasará, como ya pasó otras veces y como otras tantas sucederá. Y así, estamos, buen amigo, de crisis en crisis vamos, y en los intermedios tratamos, por todos los medios de la vida disfrutar.

Y si hay que apretarse el cinturón, se lo aprieta uno... un poco más.

Un abrazo :)

Ligia dijo...

Mari Carmen, qué positiva... Seguiremos apretando el cinturón, pero no sé por dónde explotará. Abrazos Javier

José María dijo...

Ya crisis ya llegó
y nos afecta un montón;
vamos a darle caña
pá que de una vez se vaya
y cuanto antes mejor.

Si hay que apretarse el cinturón, lo apretamos y ya está; ya tendremos tiempo de aflojarlo otra vez; y ese momento, llegará; tenlo por seguro.
Sursum corda.

Un abrazo

Alimontero dijo...

Esto tambien pasará dice un dicho.
Javier...aquí en Chile fue horroroso en los 80. Cuando estuve en España. ahora en noviembre pasado, autoridades nuestras estaban ahi para aprender de uds. entonces. El cómo lo estaban enfrentando, revisando sus políticas!

Hace un año atrás en una localidad nuestra, muy al sur, está Chaytén, con un volcán a punto de explotar, está permanentemente en erupción..por lo que tuvieron que desalojar a todo un pueblo, y muchos se resistieron y no quisieron dejar sus casas, ni sus enseres, animales.. en fin, toda una vida... con decirte que el Gobierno tuvo que intervenir para salvaguardar la vida de los lugareños...llegó un momento que se avisó queque tenían 10 MINUTOS PARA DESALOJAR SUS CASAS, ser evacuados, tomaran sus enseres mas indispensables y salieran, porque los sacarian en pequeñas barcazas... y fue que una persona se dio cuenta que vivimos con tantas cosas que verdaderamente NO NECESITAMOS... y fue entonces que vio claro y pudo ver la vida diferente. Mas simple, mas sencilla. NOs venden tantas cosas Javi...que nos hacen creer que son indispensables...
Viéndolo desde ese punto de vista, la crisis no lo es tanto...
Nosotros aquí la estamos sintiéndo, y ya no le temo ;-)...
un abrazo optimista amigo...

Ali

angela dijo...

Javier, has sido inteligente en tu versión de ver la crisis...Yo tampoco soy optimista o por lo menos soy poco tal y como están las cosas... ¡Animo Javier! que vamos tod@s en el mismo barco... Que tengas una semana estupenda y, si puedes pásate por Francia unos días para ver que es otra forma de ver la vida.... Son mucho más prácticos que nosotros y así les va.Un abrazo Angela

Cecilia Alameda Sol dijo...

Esta crisis pasará como todas acaban pasando. Lo que no sé es si los que han provocado la situación la provocarán de nuevo dentro de unos años.

MJ dijo...

Ay, Javier, qué pesimista te veo...
A mi la crisis no me preocupa tanto(bueno, un pokitín quizá, pero lo justito), y eso que a los interinos nos toca de lleno, jeje...
Lo que hay que hacer en tiempos de "CRISIS", es valorar aquello que tenemos, sobre todo lo que no se considera "material".
Aver, ¿Tienes salud?, ¿familia que te apoye?, ¿Amor y cariño?, ¿eres sensato?, ¿Tenéis las necesidades básicas cubiertas (tú y los tuyos)?, ¿Eres capaz de ayudar a quien te lo pida?, ¿sabes escuchar y ser escuchado?, ¿puedes mirar a los ojos de las personas sin bajar la vista?... Creo que todo podrías afirmarlo, y por ello, deberías sentirte dichoso.
No te preocupes por el cinturón, que siempre se le pueden ir haciendo más agujeritos para apretar y luego ya se aflojará.
La verdadera lástima de la crisis, aunque nos esté afectando a todos, es que se ceba con aquellos que menos recursos y posibilidades tienen... Eso sí que es una pena, y que las diferencias sean cada vez mayores.
Me gustan las palabras Compasión y Caridad.No vendría mal alimentarlas durante la crisis...Aver si los políticos las incluyen en sus agendas.
Un abrazo, y ánimo, que según me cuentan, tiempos peores se han vivido en España ;-)

El Tuno Negro dijo...

Que hace la mama ahí sentada de espaldas!! jaja

HADA ISOL dijo...

Nací en época de crisis,crecí con muchas crisis económicas en mi pais,estoy criando mis hijos alternando épocas buenas con épocas de profunda crisis,eso me convierte en experta en crisis,antes de decir mamá de seguro dije crisis porque es lo que más se escucha en Argentina,y sin embargo aquí estoy,y tengo esperanzas siempre muchas esperanzas y aprendí que en época de crisis nacen las oportunidades!
por lo que aprietense el cinturón,no gasten más de lo que tienen y paciencia que ya pasará y con fortuna tal vez ustedes no escuchen la palabra crisis por un tiempo largo,la crisis está y si la padeces y reniegas y sufres nada puedes cambiar,pero si agudizas tu intelecto,si te pones en positivo y te vuelves tenaz verás que si te caes te levantas más rapido y si te quieren tirar será dificil,animo! ya pasará! un abrazo amigo!

Fugaz dijo...

Lo bueno parece que no dura más que un instante, y lo malo dura muchísimo más. Hay que afrontarlo todo como mejor se pueda y si además le ponemos una pizca de humor, un pellizco de sonrisas, una dosis de carcajadas, tal vez no solucionemos nada, pero por lo menos nos mantendremos jóvenes ¿Dicen que la risa rejuvenece, no?

Besos!